domingo, 9 de diciembre de 2012

Sueño de sueños

"Pero mientras pensaba en esto, he aquí que se le apareció en sueños un ángel del Señor, diciendo: José, hijo de David, no temas recibir a María tu mujer, porque lo que se ha engendrado en ella es del Espíritu Santo." (Mateo 1.20) 

Cuando uno es generado por el Espíritu Santo, se es santo, puro, tiene carácter, es verdadero, correcto, huye del mal, es perfecto a los ojos del Padre, es fiel, ama a Dios, ama a su prójimo, perdona, es paciente, teme a Dios, él es una nueva criatura, siervo, obediente, sus pensamientos coinciden con los pensamientos de Dios, su palabra es sí, sí; no, no, y sirve a Jesús con todo su corazón, con toda su fuerza y con toda su entendimiento. Pero cuando se es generado por la carne, nada de esto sucede.

0 comentarios:

Sea Bienvenida




Me gusta leer la Biblia todos los días por la mañana y por eso he decidido compartir lo que Dios me habla a través de este blog.

Artículos más populares

Páginas vistas en total

Mis blogs favoritos

Siga por correo electrónico

Archivos

Seguidores

Etiquetas