domingo, 12 de agosto de 2012

Trabajo Sucio

" Porque aquel a quien Dios ha enviado habla las palabras de Dios, pues El da el Espíritu sin medida" (Juan 3,34)

Imagínese la alegría al lograr el sueño más grande e importante de su vida. Imaginese también el sacrificio realizado por ello. Imagine ...

Para realizar el sueño de Dios de habitar en nosotros, primero tuvo que enviar y sacrificar su sueño Jesús para lavarnos y purificarnos. Pues sólo después es que podría enviar el Espíritu Santo.

Jesús tuvo que hacer el "trabajo sucio" para poder ser poseídos por el Espíritu Santo.

Y ¿qué ha hecho para corresponder a tan gran sacrificio? El ayuno de Daniel no es para los curiosos o aventureros.

5 comentarios:

Fernanda (madrid-españa) dijo...

Buenos Días Sra.
Dios escucho mis oraciones y aquí tengo la respuesta, yo le pedí que yo también quiero hacer lo que el hizo por mí, no es nada comparado con lo que el hizo por mi, más le dije que esta mujer pecadora quiere entrarce a el, ser prisionera de el, y como usted dice el ya hizo el trabajo sucuio, más ahora me toca a mi sacar todo lo sucio que hay dentro de mi, y el ayuno de Daniel es la mejor respuesta.

luisa leonora dijo...

El ayuno de daniel es para el que reconose que sin Jesus no es nada, que quiere una vida nueva quiere a Jesus el Espiritu Santo en su interior para siempre estar listo a practicar la voluntad de Dios y para eso tambien es necesario de una entrega totaal de si mismo a Dios.

Anabel Pepecucu Saeló dijo...

Todos los días le pido a Dios que me muestre que es lo quiere que le entregue durante este ayuno, no quiero que sea un ayuno más o simplemente hacerlo porque es un propósito en común...porque nada de lo que yo haga se puede comparar a lo que Él hizo, hace y hará por mí. La lucha es difícil pero después del "trabajo sucio" la recompensa es muy satisfactoria. Gracias

Anabel Pepecucu Saeló dijo...

Todos los días le pido a Dios que me muestre que es lo quiere que le entregue durante este ayuno, no quiero que sea un ayuno más o simplemente hacerlo porque es un propósito en común...porque nada de lo que yo haga se puede comparar a lo que Él hizo, hace y hará por mí. La lucha es difícil pero después del "trabajo sucio" la recompensa es muy satisfactoria. Gracias

monica dijo...

El nacer de nuevo, por tanto, otra cosa que el Espíritu Santo debe ser controlado. No estamos llenos del Espíritu, porque "sienten" que es así, sino porque es un privilegio y una posesión que tenemos en Cristo. Llenos del Espíritu, o controlados por el Espíritu, es el resultado de una vida en obediencia al Señor. Este es un don de la gracia que hemos recibido, y no hay sentimiento emocional. Las emociones nos pueden engañar. "Os lo digo yo: déjate guiar por el Espíritu, no se centran en sus propios deseos. Cuando el Espíritu el que vivimos, vamos a mantener el paso con el Espíritu nos señala. "(Gálatas 5:16, 25).

Sea Bienvenida




Me gusta leer la Biblia todos los días por la mañana y por eso he decidido compartir lo que Dios me habla a través de este blog.

Artículos más populares

Páginas vistas en total

Mis blogs favoritos

Siga por correo electrónico

Archivos

Seguidores

Etiquetas