sábado, 24 de marzo de 2012

Ellos verán a Dios

"Y vosotros me seréis santos a mí, porque yo, el Señor, soy santo, y os he apartado de los pueblos para que seáis míos. "( Levítico 20.26)

Para que podamos ver al Señor debemos ser santos. Santo significa apartado de la injusticia o separado del pecado. ¿Cómo podría el Santo de los Santos permitir el pecador en Su presencia? ¿Puede la luz y la oscuridad estar juntas ? ¿El bien con el mal? Los que quieren ver al Señor Dios deben sacrificar sus pecados para entrar limpios ante su presencia.

1 comentarios:

IvelisseRH dijo...

Dejar al pequado y el mundo q no te trae nada bueno solo satifacion momentania en cambio lo q Dios nos ofrece es eterno es lo mas grande q pueda existir

Sea Bienvenida




Me gusta leer la Biblia todos los días por la mañana y por eso he decidido compartir lo que Dios me habla a través de este blog.

Artículos más populares

Páginas vistas en total

Mis blogs favoritos

Siga por correo electrónico

Archivos

Seguidores

Etiquetas