jueves, 4 de agosto de 2011

De adentro hacia afuera

"Y después de deshecha mi piel, aun en mi carne veré a Dios" (Job 19.26)

Al igual que el cuerpo de Job estaba lleno de tumores malignos colocados por el diablo, así se sienten las personas en su espíritu. Sólo el poder de Dios - es decir, el Espíritu Santo, puede limpiar de adentro hacia afuera.

1 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Señora Ester, estoy en el Ayuno De Daniel. Y verdaderamente estoy con Fe y es asi el unico que puede cambiar todo en nosotros es el Señor. Deseo mucho ser llena del Espiritu Santo, para Glorificarlo y ganar almas para el Reino de Dios. Gracias por tener este Blog, me ayuda mucho.
Saludos desde Buenos Aires, Argentina.

Sea Bienvenida




Me gusta leer la Biblia todos los días por la mañana y por eso he decidido compartir lo que Dios me habla a través de este blog.

Artículos más populares

Páginas vistas en total

Mis blogs favoritos

Siga por correo electrónico

Archivos

Seguidores

Etiquetas